miércoles, 31 de julio de 2013

153.7.13. A veces pienso que no sé si pierdo el tiempo o la vida. Lo que tengo claro, en cada segundo, es que en determinadas ocasiones no lo gano.

domingo, 28 de julio de 2013

Los Diez Mandamientos para la Felicidad del teólogo Galen Guengerich



1. Recuerda tus valores. La gente gasta mucha energía discutiendo sobre cuáles deben ser nuestros principios y nuestros modos de conducta y, desde las Sagradas Escrituras hasta las investigaciones contemporáneas, muchos han intentado recapitular esos imperativos categóricos que todos debemos seguir. Además, se ha debatido muchas veces si la meta del ser humano debe ser la satisfacción personal o un bienestar colectivo (¿tan incompatibles son?). En cualquier caso, es relevante tener unos valores que seguir. No importa si éstos comulgan con los valores extendidos de una determinada ideología, pero sí debemos contar con una serie de principios para vivir de acuerdo con ellos.

2. Olvida tus errores. Es evidente que, sean cuales sean tus pretensiones, alguna vez te equivocarás o darás un paso en falso. Nos pasa a todos. Lo que debemos intentar es aprender de nuestros errores y no dejar que nos abatan: siempre hay que intentarlo de nuevo. Cada día es otra oportunidad para hacer las cosas mejor.

3. Muéstrate activo. La primera ley del movimiento de Newton afirma que, en ausencia de otras fuerzas, los cuerpos en reposo continuarán en reposo y los cuerpos en movimiento seguirán en movimiento. Si quieres conseguir cambiar algo en tu vida, permanecer como estás y esperar que otras fuerzas actúen en tu ayuda no es una opción práctica. La vida recompensa a aquellos que se activan y asumen responsabilidades. Si te quedas en casa viendo la tele, las nuevas oportunidades no van a llamar a tu puerta pidiendo una cucharadita de azúcar.

4. Nunca te rindas. ¿Cuál es la diferencia principal entre la gente que tiene éxito y la que no lo tiene? La diferencia no es que unos nunca hayan tropezado ni fallado, sino que han seguido persiguiendo sus objetivos a pesar del contratiempo. Mientras sorteas los obstáculos que con certeza aparecerán en tu camino, tendrás que variar el curso de éste o incluso el lugar de destino. Pero nunca abandonar, ya que eso sólo conducirá a un fracaso garantizado.

5. Tómate un respiro. Diversas investigaciones han mostrado que si estás estudiando para un examen, intentando ponerte en forma o trabajando en un proyecto, alcanzarás mejores resultados y con mayor celeridad si intercalas periodos de intensa concentración con momentos de descanso.

6. Deja huella. En un mundo que cada vez más está plagado de artículos producidos en masa, la gente creativa y con iniciativa es la que consigue dejar su sello personal. Además, ser productivos y ayudar a los demás es algo que nos hará felices, sólo debemos encontrar la manera a través de la cual nos sentimos más cómodos haciéndolo. Mira a tu alrededor, piensa cómo puedes contribuir y ponte manos a la obra.

7. Emprende algo nuevo. Con pequeñas variaciones, lo que hacemos cada día en nuestra rutina diaria es una repetición de lo que hicimos el día precedente. Los hábitos son importantes para muchas cosas, pero también ciegan nuestras posibilidades de crecimiento. Hacer cosas nuevas nos alegrará, ya que nuestra vida se quedará estancada si repetimos lo mismo una y otra vez.

8. Rompe con los viejos hábitos. Nuestros cerebros buscan patrones de comportamiento mecánicos y nos resulta muy difícil acabar con ellos, especialmente cuando nuestra mente relaciona hábitos perniciosos con la satisfacción o el placer. Sin embargo, estos patrones son una tendencia, pero no una necesidad. Con la valentía y la fuerza de voluntad suficiente se puede acabar con un hábito insano. El compromiso será fundamental para hacer borrón y cuenta nueva.

9. Expresa tu gratitud. Como individuos tendemos a pensar que somos agentes independientes, autosuficientes y autónomos, pero nada más lejos de la realidad. Dependemos de nuestro entorno para todo y todo se lo debemos a los demás: la comida que comemos, lo que hemos aprendido, lo que nos ha sanado en un determinado momento o lo que nos ha entretenido. Es importante mostrar nuestra gratitud y devolver el favor prestado.

10. Ama con sinceridad. Como decían los Beatles, “love is all you need”. El amor es la silenciosa disciplina que presta atención y cariño a la gente que nos rodea, y según la cual cada uno da lo que recibe y viceversa. Acoge cada momento de tu vida con amor y sé receptivo a todo lo que venga. La felicidad tiene muchas más posibilidades de triunfar en esas circunstancias.

152.7.13. Vivir atados a las disciplinas que nosotros solitos nos imponemos, o vivir. Esa la verdadera pregunta para muchos o la respuesta para pocos.

sábado, 27 de julio de 2013

151.7. 13. Cada uno garantiza con su palabra y los hechos la personalidad que le acompaña.

viernes, 26 de julio de 2013

Dice Tzvetan Todorov que...

"Si hoy me pregunto por qué amo la literatutra, la respuesta que acude a mi mente de forma espontánea es: porque me ayuda a vivir."

jueves, 25 de julio de 2013

150.7.13. Sin pensarlo, sin creerlo ni pretenderlo, a veces nos despertamos con realidades que bien podrían haber sido un sueño.

miércoles, 24 de julio de 2013

Mi Getafe... en el Cerro de los Ángeles.

Mi momento running de paz, de color, de misticismo...


Dice Osho que...


"Este es uno de los secretos fundamentales del crecimiento interno. No puedes hacer nada con los demás que no hayas hecho primero contigo mismo. No puedes herir a los demás si no te has herido a ti mismo. Serás insoportable para los demás si eres insoportable para contigo mismo. Sólo puedes ser una bendición para los demás si eres una bendición para ti mismo. Todo lo que puedas hacer con los demás debes haberlo hecho antes contigo mismo, porque eso es lo único que puedes compartir. Sólo puedes compartir aquello que tienes; no puedes compartir lo que no tienes".

martes, 23 de julio de 2013

Querido hijo...

No hagas las cosas rápidamente, pero sí lo mejor que te sea posible.
149.7.13. Cuando se tarda en tomar una decisión podemos estar avivando el fuego, sin pretenderlo, y luego es más difícil apagarlo.

domingo, 21 de julio de 2013

148.7.13. Saber vivir es aprender a no amargar tu vida. Dejar vivir es aprender a no amargar la vida a los demás.

sábado, 20 de julio de 2013

Querido hijo...

No pongas excusas porque esa es la virtud del fracasado. 'Hacer', esa es la característica del hombre de éxito.
147.7.13. No hace falta ser rápidos, hace falta ser eficientes.

viernes, 19 de julio de 2013

Música Running: Benny Benassi feat. John Legend - Dance the Pain Away

Es bueno, es verano...

Dice Javier Marías que...

"La vulneración de la confianza también es eso: no sólo ser indiscreto y ocasionar daño o perdición con ello, no sólo recurrir a esa arma ilícita cuando los vientos cambian y se le pone la proa al que contó y dejó ver, sino sacar ventaja del conocimiento obtenido por debilidad o descuido o generosidad del otro, sin respetar ni tener en cuenta la vía por la que llegó a saberse lo que se esgrime o tergiversa ahora..." (De la novela 'Tu rostro mañana')

jueves, 18 de julio de 2013

El hombre esconde un instinto de maldad frente a sus semejantes muy superior que el  resto de los animales.

miércoles, 17 de julio de 2013

Lo que veo... Plaza de las Ventas en plena Feria de San Isidro


Dice Javier Gomá que...

"Toda vida humana es un ejemplo y, por eso mismo, recae sobre ella un imperativo de ejemplaridad que dice: obra de tal manera que tu comportamiento sea imitable y generalizable en tu círculo de influencia, produciendo en él un impacto civilizatorio."

martes, 16 de julio de 2013

146.7.13. Si difamas a alguien con ánimo de dañarle, o incluso destruirle, nunca debes olvidar que son muchos más los que comparten la verdad que siempre será capaz de hundirte en tu propia pestilencia.
145.7.13. Un enemigo siempre te criticará; el problema es que si lo analizas te darás cuenta que llevará razón.

lunes, 15 de julio de 2013

SIMBOLOGÍA: 'EL OJO QUE TODO LO VE'



Comienzo una serie de post en los que recopilaré alguna información sobre símbolos que siempre me han interesado y que tienen algún significado para mi.

Voy a comenzar con ese símbolo del ojo en el triángulo equilátero, El Ojo que todo lo Ve. Un símbolo que se encuentra en muchas culturas pero, sobre todo, es un símbolo utilizado por la tradición cristiana y por la masonería. El lugar más común para verlo es en el billete de dólar americano, en algunas catedrales del medievo y en las fachadas de los grandes templos masónicos.


El triángulo equilátero, debido a su regularidad y sus tres lados iguales, se le considera como símbolo de la Trinidad: Tres lados perfectos unidos en un sólo propósito; y por otro lado, el círculo en el cual está inscrito es universalmente considerado como un símbolo de eternidad y perfección, un elemento que no tiene principio ni fin, por lo cual una posible interpretación de la representación completa es que es un símbolo de la visión de la Divinidad perfecta, Padre, Hijo y Espíritu Santo, mirándonos desde su perfección y eternidad de los Cielos.

El gran René Guenón tiene un texto, que copio por aquí, en el que explica muy bien el significado.

También en los Salmos encontramos algunas referencias interesantes: 

Salmo 33.18 “He aquí el ojo de Jehová sobre los que le temen. Sobre los que esperan en su misericordia”.

Salmo 33 “Desde los cielos miró Jehova; Vió a todos los hijos de los hombres; Desde el lugar de su morada miró sobre todos los moradores de la tierra … He aquí el ojo de Jehová sobre los que le temen”.






“EL OJO QUE LO VE TODO” 

     Uno de los símbolos comunes al cristianismo y a la masonería es el triángulo en el cual está inscrito el Tetragrama hebreo. En hebreo, a veces el tetragrama se representa también abreviadamente por tres yod, que tienen manifiesta relación con el triángulo mismo. Cuando se los dispone triangularmente, corresponden de modo neto a los tres puntos del Compagnonnage y la Masonería. Pero a veces solamente aparece un yod, primera letra del Tetragrama, que puede considerarse en este caso como una abreviatura de él en virtud de su significación principialdado que el yod es considerado como el elemento primero a partir del cual se forman todas las letras del alfabeto hebreo. Por ello, constituye de por sí un nombre divino, e incluso el primero de todos según ciertas tradiciones. A veces, también el yod mismo está reemplazado por un ojo, generalmente designado como “el Ojo que lo ve todo” (The All-Seeing Eye); la semejanza de forma entre el yod y el ojo puede, en efecto, prestarse a una asimilación, que por otra parte tiene numerosos significados, sobre los cuales, sin pretender desarrollarlos enteramente aquí, puede resultar interesante dar por lo menos algunas indicaciones.
     En primer lugar, cabe advertir que el triángulo de que se trata ocupa siempre una posición central y que además, en la masonería, está situado expresamente entre el sol y la luna. Resulta de aquí que el ojo contenido en el triángulo no debería estar representado en forma de un ojo ordinario, derecho o izquierdo, puesto que en realidad el sol y la luna corresponden respectivamente al ojo derecho e izquierdo del “Hombre Universal” en cuanto éste es idéntico al “macrocosmos”. Para que el simbolismo sea enteramente correcto, ese ojo debe ser un ojo “frontal” o “central”, es decir, un “tercer ojo”, cuya semejanza con el yod es más notable todavía; y, en efecto, ese “tercer ojo” es el que “lo ve todo” en la perfecta simultaneidad del eterno presente.
     El triángulo recto [o sea, con un vértice superior] se refiere propiamente al Principio; pero, cuando está invertido por reflejo en la manifestación, la mirada del ojo contenido en él aparece en cierto modo como dirigida “hacia abajo”, es decir, del Principio de la manifestación misma, y, además de su sentido general de “omnipresencia”, toma entonces más netamente el significado especial de “Providencia”. Por otra parte, si se considera ese reflejo, más particularmente, en el ser humano, debe notarse que la forma del triángulo invertido no es sino el esquema geométrico del corazón; el ojo que está en su centro es entonces, propiamente, el “ojo del corazón” (‘aynu-l-qa1b en el esoterismo islámico), con todas las significaciones que implica.

     Extractado de: René Guenón, publicado en Études Traditionnelles, abril-mayo de 1948 y compilado en Símbolos fundamentales de la Ciencia Sagrada, capítulo LXXII.


Dice Keynes que...

"Lo más difícil del mundo no es que la gente acepte nuevas ideas, sino que olvide las antiguas."

domingo, 14 de julio de 2013

144.7.13. Vivimos en un país en el que damos más crédito a lo que dicen los chorizos y maleantes, que la gente de bien.

sábado, 13 de julio de 2013

143.7.13. Los problemas de la vida no los resuelven las matemáticas, los resuelven las emociones.

viernes, 12 de julio de 2013

Música Running: Lori Meyers - El tiempo pasará.

Joder... son muy buenos!!!

Dice Tomás Moro que...

"Si vos toleráis que vuestro pueblo esté mal educado y sus modales corruptos desde la infancia, y después los condenáis por los crímenes a los que su primitiva educación les ha abocado, se llega a la terrible conclusión de que primero hacéis ladrones y los castigáis después."

jueves, 11 de julio de 2013

martes, 9 de julio de 2013

Dice Francis Bacon que...

"Un cuerpo saludable es la habitación de los invitados del alma, mientras que un cuerpo enfermo es su prisión."

domingo, 7 de julio de 2013

Dice Luis Blanco Vila que...

"El arte no depende de condición alguna, es libre, carece de ideología y de moral, el arte es arte por el arte, por su condición esencial estética, ni siquiera tiene por qué ser comprometido."

viernes, 5 de julio de 2013

Dice José Luis Borges que...

"Cualquier destino, por largo y complicado que sea, consta en realidad de un solo momento: el momento en que el hombre sabe para siempre quién es."

miércoles, 3 de julio de 2013

138.7.13

138.7.13. Uno puede ser un campeón y no ganar siempre; o un perdedor aunque la victoria no le abandone.

martes, 2 de julio de 2013

Lo que veo...


Dice el Papa Benedicto XVI que...

“Cuando ya nadie me escucha, Dios todavía me escucha. Cuando ya no puedo hablar con ninguno, ni invocar a nadie, siempre puedo hablar con Dios. Si ya no hay nadie que pueda ayudarme –cuando se trata de una necesidad o de una expectativa que supera la capacidad humana de esperar- Él puede ayudarme. Si me veo relegado a la extrema soledad (…) el que reza nunca está totalmente solo”.