martes, 23 de julio de 2013

Querido hijo...

No hagas las cosas rápidamente, pero sí lo mejor que te sea posible.

No hay comentarios:

Publicar un comentario