sábado, 20 de febrero de 2016

Consigo leer historia...

Consigo leer historia
en ese surco que largo
recorre el rostro.
Vientos, tempestades,
húmedos silencios,
salados pensamientos
agridulces jornadas
áureos momentos.
Ingenieros del tiempo
enmarcando vida
frente este reflejo.

Encalarme la barbilla
como el que temporiza
una vida
a base de pinceladas
blanquecinas
de oscuridad nocturna.
Amanece cada día
distinguida luminosidad
incandescente cerebro
que enciende vida.

Vivo hoy
vivo siempre
como el que siente
no vivir mañana.
Y así
recorro calles
derroto mitos
cabalgo en versos
confundo cuentos.
Me rebelo al tirano
me empapo de besos,
desde copas de árboles
planeo al suelo
sin llegar a tocarlo.

Cada día busco
ese marco del espejo
que encuadra el tiempo
que es mi tiempo
que no es nada
o lo es todo.
Que abre fisuras
o cierra grietas,
que colecciona
telas de araña
que me sujetan,
que me animan
que despiertan
ansia de volver
atraparlo de nuevo.
Atrapado 
claudica una vida
siempre es  mía,
que me mira
y a veces.. ríe.

No hay comentarios:

Publicar un comentario