viernes, 7 de agosto de 2015

Querido hijo...

Jamás hagas nada por despecho. Si lo haces así, más pronto que tarde se volverá contra ti.

No hay comentarios:

Publicar un comentario