domingo, 14 de junio de 2015

Hay veces que, sin darnos cuenta, nuestras propias creencias nos limitan a la hora de tomar decisiones. No nos damos cuenta de nuestra equivicación o no queremos reconocerlo. Por eso los cambios muchas veces son positivos, nos obligan a repensarnos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario